ies.carlosbousono.majadahonda@educa.madrid.org 91 634 76 60
default-logo

HOMENAJE A AÍDA

El próximo viernes día 4 de febrero, a las 13’30 horas, en el gimnasio del centro, habrá un acto de homenaje a la profesora Aída, fallecida el viernes día 28 de enero.
Las clases se suspenderán y aquellos alumnos y demás miembros de la comunidad educativa que quieran podrán asistir a dicho acto.

Sobre el Autor
  1. Marcelino Cortés Valenciano Responder

    Los compañeros de promoción de la profesora Aída I. Fernández Marco en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Zaragoza nos sumamos al dolor del centro por su inesperada muerte. Trasladamos su dolor a toda su familia y a toda la comunidad educativa del centro.
    Le hemos dedicado un sentido homenaje en una entrada de nuestro blog http://mesecosicas.blogspot.com/
    Atentamente.

  2. Esther Responder

    Mañana mi corazón estará con vosotros en el homenaje que rendís a Lumi, como la llamábamos familiarmente sus amigos. Un abrazo grande para sus compañeros y alumnos.

    http://sapereaude3.blogspot.com/2011/02/adios-una-companera-de-viaje-lumi-aida.html

  3. Cristina Responder

    Me sumo al dolor por la pérdida de Aída. Fue una compañera en Majadahonda y, desde entonces, una presencia cercana con la que me cruzaba a menudo por los soportales de nuestro pueblo. A veces hablábamos, otras sólo nos saludábamos. Ojalá hubiésemos hablado cada vez que nos veíamos.

    Espero que te guste, Aída:

    Es la tierra de Soria árida y fría.
    Por las colinas y las sierras calvas,
    verdes pradillos, cerros cenicientos,
    la primavera pasa
    dejando entre las hierbas olorosas
    sus diminutas margaritas blancas.

    La tierra no revive, el campo sueña.
    Al empezar abril está nevada
    la espalda del Moncayo;
    el caminante lleva en su bufanda
    envueltos cuello y boca, y los pastores
    pasan cubiertos con sus luengas capas.

    Antonio Machado.

  4. Amparo Torralbo Responder

    Fui compañera de Aída en otro instituto. Y, aunque también soy profesora de Lengua, no encuentro palabras para expresar mi tristeza. Me quedo con su dulzura, con su capacidad para compartir, con su empatía, con su recuerdo. Dondequiera que estés, amiga, sé feliz.

  5. Carmen García Traba Responder

    Te has ido y un frío helado ha pasado a nuestro lado. Solo me queda agradecer a la vida haber compartido contigo unos años en el Instituto de Fuenlabrada. Con eso me quedo. Buen viaje.

  6. Charo Santiago Responder

    La muerte no es nada, solo he pasado a la habitación de al lado. Yo soy yo, vosotros sois vosotros. Lo que somos unos para los otros seguimos siéndolo. Dadme el nombre que siempre me habéis dado. Hablad de mi como siempre lo habéis hecho. No uséis un tono diferente. No toméis un aire solemne y triste. Seguid riendo de lo que nos hacía reir juntos. Rezad, sonreid, pensad en mi. Que mi nombre sea pronunciado como siempre lo ha sido, sin señal de sombra. La vida es lo que siempre ha sido. El hilo se ha cortado ¿Por qué estaría yo fuera de vuestra mente? ¿Simplemente porque estoy fuera de vuestra vista? Os espero; no estoy lejos, solo al otro lado del camino.
    ¿Véis? Todo está bien.
    No lloréis si me amabais ¡Si conocierais el don de Dios y lo que es el Cielo! ¡Si pudiérais oir el canto de los ángeles y verme en medio de ellos! ¡Si pudiérais ver con vuestros ojos los horizontes, los campos eternos y los nuevos senderos que atravieso!
    Creedme: cuando la muerte venga a romper vuestras ligaduras como ha roto las que a mi me encadenaban y, cuando un día que Dios ha fijado y conoce, vuestra alma venga a este Cielo en el que os ha precedido la mía, ese día volveréis a ver a aquel que os amaba y que siempre os ama, y encontraréis su corazón con todas sus ternuras purificadas.
    Volveréis a verme, pero transfigurado y feliz, no ya esperando la muerte sino avanzando con vosotros por los senderos nuevos de la Luz y de la Vida, bebiendo con embriaguez a los pies de Dios un néctar del cual nadie se saciará jamás.
    SAN AGUSTÏN

  7. Marcelino Cortés Responder

    Un año ya sin Aida. In memoriam.

Dejar un Comentario

*

captcha *